jueves, 24 de junio de 2010

Tarta de queso con dátiles




(((¡¡100 seguidores en mi blog!! ¡¡Muchas gracias a todos!!)))


Hoy me he recordado a mi madre, bueno a mi abuela, bueno a las dos... Entro en una tienda, enorme como ella sola, llena de cartelitos de descuentos fosforitos y bien grandes, no vaya a ser que te despistes y no los veas. De repente, mi mirada se dirige a un borbotón de gente, "¡¿qué es eso? ¿Qué habrá ahí'? ¿Y darán algo?" Como un petardazo llegué también a la manada. Frente a mí encontré manos, más manos, codos, cabezas y ropa que subía y bajaba como si de una fuente se tratase. Yo, ensimismada por un momento, seguí la inercia de la multitud, me abrí paso y comencé a dar empujones para hacerme un hueco. Y de aquí mi parentesco....

- Mamá, ¿te vienes mañana para el mercadillo? Sí, que voy a ir a ver si veo tela para unas cortinas. Pero bien temprano, que luego con la gente, ¡te entran unos sofocones! Sí, Gema viene. Vale, pues para las 9, pero no vengas tarde, que si no nos dan las 12 allí.

Mañana siguiente a eso de las 9 am.
- ¡Mira que tu abuela! Le dije que no llegara tarde y ¿dónde andará?... ¡Mamá! ¡Hombre! ¡Venga vámonos!
- ¡Hija que son las 9!
Y ahí empiezan las dos, una a contar sus problemas, la otra a hacer como que escucha y yo las analizo: tal para cual, idénticas, igualitas.

Total que llegamos al mercadillo, tipo el rastro de madrid, un baratillo de toda la vida lleno de puestos donde encuentras de todo más barato (de aquí su nombre). A medida que mi madre aparca, empiezas a notar como a las dos el cuerpo se le va acelerando, la tensión se apodera de ellas y se transforman. Ya saben dónde van, su comportamiento se adecua a las artimañas del regateo y, sobre todo, a la velocidad de la búsqueda en las montañas de ropa. Salen del coche, se miran, y como si se hubieran dado instrucciones, las ves a cada una por su lado. Yo, con mi capacidad de indecisión propia, no sé a cuál seguir...

- Gema, atenta de tu abuela no se vaya a perder.
Vale, mamá, misión cumplida. Detrás de mi abuela que voy... ¿Tarea fácil? Peor que "buscar a wally", mientras mi madre me decía eso ¡ya se había despistado! Echo un ojeo: especias a mitad de precio, zapatillas de casa, retales a 1 euro... Pero escucho:
- ¡5 pares de calsetines, 2 euros! ¡Enga, niña vamos que nos lo quitan de las manos!
Lanzada que voy. Efectivamente, allí que se encuentra mi abuela revolviendo y revolviendo.
- ¡Gema!
- ¡Abuelita! ¡Hombre dónde te metes!
- ¡Hija que mira que le voy a llevar a tu abuelo calcetines! Están bien, ¿verdad?
- Pues no sé. Eso parece.
Y para qué me pide mi opinión si antes de que sé la diga ya está pagando. Salimos del puesto y ahora vamos a ver dónde está mi madre. Vistazo a mi alrededor: sábanas, plantas y semillas por doquier, zapatos de invierno y ¡bolsos a 2 euros! Hombre, dando en el clavo...
- Abuelita vamos a ese puesto que mamá ...
Me giro y ... "¿Abuelita? Pero, ¿Ónnnndee va? ¡Si hasta va corriendo! Cúchala ella, ¡jajaja! ¡Qué estilazo! ¡Ayyy! ¡Uuuyyy! ¡Qué se cae! ¡Pero mujer mira por dónde vas! ¡Cuidado con ese hombre! ¡Abuelita, por favor! ¡Uuuyyy! Anda aprieta el paso Gema, que o se nos cae o se esfuma".
-¡Abuelita!, ¿pero dónde vas? A ver si te voy a tener que llevar agarrada con una correa.
Pero no me mira, ni me hace caso. Ella anda en otro mundo, ahora cercano al de las telas. Anda unos pasos a la derecha y se mete en otro puesto. La dejo unos minutos, así, aprovecho para mirar unos collares. "Anda cucha tú qué monería! Y éste verde para mi vestido. Pero y el rojo... Sólo a 5 euros, pero si esto está en las tiendas...".

- ¡Gema! ¡Gemaa! ¡Gemmmmmaaaa!
"¡Ayyy! ¡ay! ¡ay! ¡Qué esa soy yo! Oh, oh, oh, ya me la he ganado..."
- ¡Mamaaaa! ¡¿Queeé?! ¡Mamaaa!
Y la veo. Saliendo de un puesto de zapatos con tres bolsas, gritando en todas las direcciones, acalorada, sofocada.
- ¡Gema! ¡Por dios! ¿Dónde andas? - Espasmo, giro, media vuelta, vuelta entera, saltito, saltito- ¡¿ Y tú abuela?!
- ¿Mi abuela? Ay, ay, ay.... pues yo la dejé viendo telas hace un rato.
- ¿Cómo que viendo telas? ¿Dónde?
- ¡Mamá por dios no seas exagerada! ¡En ese puesto de allí!

Allí que vamos... Mi madre corriendo, bueno a su ritmo, y yo detrás, haciendo la que no corre, por calmar un poco el ambiente. Vistazo a mi alrededor y ¡abuela otra vez perdida!... "Ea, si es que para qué la dejo sola, si ya sé lo que va a hacer". Mientras mi madre, con su reacción lógica: sale del puesto y grita:
- ¡Mamá! ¡Mamaá! ¡Mammmmmaaaá!
"Por favor, ¡qué espectáculo! Ahora, sí sé por qué me han traído a mí las dos".

Nada not responding. Segundo intento, tercer intento y tampoco. En esas nos vimos, a las 12 de la mañana buscando a mi abuela, con el sofoconazo, preguntando a todo el mundo. Y sí, sí que la encontramos, ¿dónde? Pues en un montoncito, no muy grande, noooo, ¡qué va! Sólo de tres metros de ancho y uno y medio de altura, entre cabezas y manos, justo al lado, una gitanilla que gritaba: ¡Vamos niña que se acaban! ¡3 pares de fajas 2 euros! ¡2 euros! Si es que nació para esto...

Y bueno después del parentesco, una sorpresa que me ha llenado de alegría, porque ¡vuelvo a dar las gracias! Ahora a Nati de "Una cocinillas en casa"por el premio que me ha entregado, pero sobre todo por las palabras tan amables que me ha dejado con éste. ¡¡¡¡Muchas gracias Nati!!!! Me ha hecho mucha ilusión recibir este premio. Si no conocéis su blog, visitádlo, porque os llevaréis una grata sorpresa, no sólo por las recetas tan buenísimas que hace, sino por las manos tan espectaculares que tiene que a mí me dejan asombrada.

Yo, por mi parte, voy a entregar este regalo a:

Entrando ya con la receta os dejo, una receta de la tarta de queso de mi madre, con la que participaré otra vez en el HEMC de este mes donde Su de El horno de Su ha propuesto un tema estupendo: recetas de nuestras madres, abuelas, aquellas que tantos buenos recuerdos nos traen.
Esta tarta de queso está para chuparse los dedos, yo no le echo nada más, ni siquiera mermelada, puesto que el dátil le da ese saborcito dulce justo. Tanto fría como caliente, está ¡¡deliciosa!! Probadla, porque con lo fácil que es...

Tarta de queso con dátiles
1 bote pequeño de leche condensada
3 huevos

1 yogur griego
250 gr. de requesón
o queso crema (yo suelo usar el segundo)
1 cucharadita de extracto de vainilla
2 cucharadas de maicena
10 dátiles cortados en trocitos pequeños

Precalentar el horno a 180 º y preparar el molde, es decir, lo engrasamos con mantequilla.
En un bowl mezclamos todos los ingredientes menos los dátiles y los batimos con la batidora. Una vez que esté bien integrada la mezcla, incorporamos los dátiles. Por último, lo ponemos en el molde y se introduce en el horno. El tiempo de cocción dependerá, pero suele ir de 1 hora a hora y 10 minutos. De todas formas, la tarta estará cuando pinchando con un palillo o cuchillo veamos que sale limpio.

43 comentarios:

Nati dijo...

Los dátiles no me van mucho pero seguro que en esta tarta están deliciosos. Un besazo.

Gloria dijo...

Una combinación explosiva,fantástica!!!
Te ha quedado de lujo.
Te agradezco mucho el premio que me has dado,anda que no hace ilusión!!!
Gracias guapa por acordarte de mi.
Un besazo.

Carol dijo...

Como buena ratona las tartas de queso me pierden!! Así que quiza haga tu receta algún día, porque además los dátiles me encantan!

Muy buena combinación!

Un besito y muy graciosa la historia!!

Caldebarcos dijo...

la pinta es de escándalo!!!!Babeando me tienes.
Biquiños

Sara dijo...

Bueno niña, tú tienes las sal por arrobas, eres la caña, amos, me meo contigo! y nunca mejor dicho. Tu madre y abuelita... joer con ambas dos...amos, me las quedo sin mirar...
De verdad, ya no se si vengo a buscar la receta nueva,a reirme con tus ocurrencias, creo que a las dos cosas... eres un sol!
Bueno, el premio, que viniendo de ti me lo quedo con mil amores.

Curra dijo...

Pues ya que me la comía yo ahomia mismito después de esa mañana de mercata, jajaja. Eres genial¡¡
Un abrazo guapa

Espe dijo...

pues no se me habia ocurrdo..gracias por compartir esta idea

kanela y Limón dijo...

Me llevo la tarta de queso pero te dejo los dátiles!! Tiene una pintaza deliciosa.
Un besiño.

Mer dijo...

Jajaja... acabas de describir a mi madre en "modo mercadillo"... Debe ser un gen andaluz, porque si no no me lo explico. Aquí en Coruña hay mercadillo los martes, y cuando éramos pequeñas, en vacaciones, teníamos que tragarnos el mercadillo cada martes. Yo lo odiaba... calor, empujones, "eau de sobac" y lo que era peor, mi madre poseída...
En cuanto a la tarta, quiero que en los supermercados haya surtido de quesos sin lactosa, pero YA!!! Que ahora porque estoy a dieta... pero cuando me quede hecha una sílfide yo quiero probar estas delicatessen, jo!!

Gema dijo...

Que bueno por Dios, me encantan los dátiles y esta tarta de queso tiene que estar de muerte. La pinta es excelente, te felicito. Besitos.

Lore dijo...

Jajajajja..... anda, que con tu madre y con tu abuela, no te aburres, eh? Pero yo las entiendo, yo voy al mercadillo y me pongo nerviosita perdia, lo quiero fisgonear todo!
Que rica la tarta! Ay, me llevo un trocin....
Besos!

Sonia - L'Exquisit dijo...

Divertida estas con tu madre y tu abuela!!!

Y esa tarta de queso....buenisima!

Un abrazo,

Fimère dijo...

la texture de ce gâteau me plait beaucoup associée aux dattes ça doit être un régal
j'aime beaucoup
bonne journée

Su dijo...

Golosona, espero que tu portero no te preguntara por la tarta... :P Gracias por participar de nuevo.

Cuinera dijo...

Ayyy mi chica! no sabes la ilusión que me hace, me lo llevo con mucho cariño, GRACIAS!

Ahora a tu entrada, como me haces reír jodía! si es que parece una miniserie, cada entrada que publicas, a la cual más entretenida e interesante, y ya para la guinda tus recetas, si es que me tienes enganchada! Felicidades por tus 100 seguidores, esto es el comienzo, ya veras...

Un besazo grande, guapetona

Donibaneko dijo...

Eeepa!!! no sabes la suerte que tienes de tener a tu madre y a tu abuela revoloteando por tu vida!!! Además tan vitales, seguro pasáis unos ratos lagos de risas recordando anécdotas...Y esa tarta, UUUummm genial, me encantan el sabor de los dátiles o sea que te pillo un trocito.
Un beso y disfruta de eso0os soles!!!

pepa cooks dijo...

Hay que tarta que privan las tartas de queso, y esta seguro que buenísima, el risotto, de escándalo, besos, pepa.

capisi dijo...

Que facil y que rico aqui en Elche tenemso muchos dátiles, me apunto jeej, un beso gordo.

fresaypimienta dijo...

Que corte tiene esta tarta de queso! y que aporte tan rico debe darle los dátiles! un beso guapa

Irene Navas dijo...

eres de lo que no hay, ya me imagino por todo el mercadillo buscando a tu abuela...si es que no se puede con ellas, entre loos puestos de bragas y de sartenes y cuchillos yo tambien la llevaba clara!ajaja!la tarta riquisiisima!un besito amor

Mayte dijo...

Tiene una pinta estupenda, mi madre la hace parecida pero en lugar de dátiles le pone pasas.

Felicidades por tus 100 seguidores.

Un beso

silvia dijo...

VAmos que me quedo con mi premio la mar de chulo y encima una mascota que estoy añorada y falta del cariño que me daba mi Tom.Mil gracias por pensar en mi,me honra.

Eres una valiente de llevarte a la abuela y a mamá de mercadillo....joooo con la abu...pero que divertida,no me dirás jejej...que neeeerviooooosssss ,me lo imagino...pero que buenos moemntos para recordar...después de este desgaste es para comerse el pastel entero.

Un besote corazón ;))

MªJosé dijo...

Gema pues despues despues de tús aventurillas en el mercadillo con tu madre y tu abuela, te felicito por el premio merecido si es que la que vale vale.
Por cierto no me iré de aqui hasta decirte que tu tarta de queso tiene una pinta increible y con dátiless que original.
besoss guapaaa

Goyi dijo...

Seguro que la tarta está divina...como divinas las andanzas que nos cuentas en cada entrada, te felicito por ello y por ese premio...
Besitos wapa.

Rous dijo...

La receta me ha encantado... pero la historia del mercadillo es buenísima!!
bss

CHUS dijo...

Hola guapisima, pero que aventuras tan buenas jejej, la tarta de queso genial la hago diferente así que tomo nota y la pruebo capaz y me gusta mas, del premio que te digo deberian darte otro por la narrativa muchisimas felicidades y besitos

leticia dijo...

La tarta tiene una pinta buenísima, imagino su sabor!! y con dáriles, nuevo para mi! asi que gracias.
Ah y muchas felicidades por tu premio!!
Saludos,

la brujita de jengibre dijo...

Mu rica tu receta. Yo no he hecho nunca recetas con dátiles pero esta puede ser la 1°. Gracias por compartir tu receta.
También gracias por pasar por mi blog, respecto a tu consulta sobre el paprika...éste también se llama pimentón o ají de color. Es un condimento en polvo de color rojo y sabor característico obtenido a partir del secado y molido de determinadas variedades de pimientos rojos. Lo encuentras en cualquier supermercado.
Un abrazo
Edith
La Brujita

vamosalculete dijo...

Y después de la "jartá risa que me he echao" un breve comentario a tu recetas...jajaja...a ver si lo consigo, ya sabes, que sea breve...jajaja...

Pués eso, que me encanta la tarta de queso pero nunca la he hecho con dátiles, siempre con uvas pasas, la próxima vez se los pondré y ya estoy pensando que también tiene que estar buena con ciruelas y orejones...¿Cómo no se me habrá ocurrido antes?...

Por cierto, el gato tremendo ¿eh? jajaja...Ya te dije que lo iba a intentar...ser breve...jajaja...

Por cierto ¿qué resultado han dado los calcetines de tu "güelu? ¿y las fajas de tu "güela"?...que si, que si, que ya me despido...jajaja...


Un besote, mi solete.


Vamosalculete.

Alanda dijo...

Se ve deliciosa, me llevo un trocito.Felicidades por la receta y suerte con el reto guapa.Un beso

Olga dijo...

Qué fotos más bonitas haces. La tarta tiene una pinta buenísima, felicidades por tus 100 seguidores.
Un saludillo
Olga

Alsurdelsur "Reme" dijo...

ummm quesos y datiles me imagino lo bueno que tiene que estar.

Besitosssss y felicidades por esos 100

Quo dijo...

Mira que tiene buena pinta esta tarta y lo mismo te digo del risotto, es genial! Tus historias me encantan, ese salero andaluz que le pones me gusta muchísimo, jaja.. joer con tu abuela, vaya puntazo! disfrútala mucho.

Belén y Bego dijo...

Jajajajaja, eres fantástica!! No sé que me gusta más, si tus recetas o tu forma de relatar tus entradas.
Las tartas de queso son mi debilidad, ésta tiene muy buena pinta. Los dátiles nunca los he probado pero creo que ha llegado el momento.
Bsos

Cavaru dijo...

Lo que me río contigo!!Estaba leyendo y mi marido me ha preguntado que de qué me río tanto,que pechá de reír,imaginándome la escena!
Chiquilla tienes la gracia amontoná!!
La tarta de las que a mi me gustan,me encanta el queso y con dátiles ya tiene que estar de muerte.
Buen fin de semana.
Besitos

nati dijo...

Me gusta mucho tu receta de tarta de queso, es original, la verdad es que no se parece a otras tartas de queso.
Qué risa con la historia del mercadillo. Ir con mi madre es la leche, porque es la mujer con más cara del mundo en el sentido del regateo. Yo no sé cómo se lo monta para conseguir las cosas tan baratas!. Yo es que soy todo lo contrario a ella. A veces hasta me timan con el precio, y yo encima ni les digo nada XDXDXD.
uN BESITO

Blo dijo...

¡Ay Gema! como siempre, que risas me echo cuando vengo a leer tu blog, eres única.

Mi suegra es igualita que tu abuela y yo me pego cada susto cuando voy al mercado con ella, solo los sábados que es cuando está extra-lleno. Los demás días es más fácil encontrarla jaja.

Yo soy como mi madre, más tranquila, de esas que para escoger algo les dan las dos y las tres.
Un besazo guapa

wada dijo...

Me encantan las tartas de queso, todas las que veo me las apunto asi que otra más pa´ la saca jeje..
bss!

Macu dijo...

esta tarta de queso tiene que esta riquiiiisima, me encantan las tartas de qeso, y los datiles tambien me gustan, asi que la mezcla tiene que ser estupenda!
Salu2 y buen finde!!

Gitanilla dijo...

Gracias por vuestros comentarios!! He de deciros que esta tarta está espectacular que luego al día siguiente ha cogido más sabor y en casa ha volado!!!

Para los que no os gusten los dátiles, no os preocupéis se le puede echar pasas, ciruelas, orejones... O nada que sola también está tremenda. Otra cosa que le iría perfectamente sería mermelada por encima si así os gusta. Vamos a vuestra elección os lo dejo.

Besitos guapos!

NENALINDA dijo...

Wapi no sabes cuanto me alegro de haber encedido el ordenador ,levo dos dias baja de animo y no veas lo que me has exo reir.
Me has recordado cuando me tocaba llevar a mi madre al mercadillo amoooooooos la perdia na mas poner el pie an la primera calle jajja ,por suerte aunque es pequeña es facil de encontrar poque igual que tu aguela en cuanto olle a una gitana todoooooo a 3 euros alla que esta ella metida , la verdad antes aun me divertia pero ahora con mi peque y mi sobrina me agobio bastante pues controlar a tres entre la marabunta genera bastante ansiedad jajaja.
La tarta se ve divinaaaaa ,seguro que no tardare en hacerla .
Bicos mil y feli finde wapa.

locasita dijo...

Qué rica! y con lo dátiles.... de maravilla tiene que estar! yo los dátiles los congelo, y al descongelarlos quedan igual de bien!!!! besotes, guapa! y me has entrado ganas de ir al mercadillo! jajaja

Marian Quirós dijo...

niña ya tienes una fan mas en tu blog y una fiel seguidora ...
oye eso de "cucha" es una palabra tambien que se utiliza en mi pueblo ....seremos de cerca???
niña como se te ocurre ir con las dos al mercadillo ...yo antes iba acompaáda pero ahora siempre solita ...quel buey solo bien se lame ..jajjaj

la tarta de queso tengo que probarla que a mi este tipi de tartas me encantan ..

besos y lo dicho ya tienen una fien seguidora mas

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails